Bitácora de un carpetoedetánico curioso donde van a parar todos los conocimientos aparentemente inútiles.

Sígueme en las redes para no perderte nada

sábado, 7 de julio de 2018

Cicerón, cicerón, cicerone y cícero.


El otro día en el trabajo tuve que enseñar las dependencias del edificio a unas visitas y no pude menos que decir, "¡Vaya!, ya me toca hacer de cicerone una vez mas". Una de mis compañeras al oírme me preguntó "¿que quiere decir exactamente eso de cicerone?, lo he oído decir alguna vez pero nunca he tenido del todo claro su significado, ¿no es alguien que habla mucho?". La verdad es que este significado también tenia sentido, dado que  Cicerón era famoso por sus elaborados discursos. Y como no podía ser de otra manera me lance a consultarlo en el DRAE, pero tuve la fortuna de consultarlo en papel, lo que me llevo a descubrir que hay hasta tres palabras que derivan del orador romano, y que efectivamente mi compañera también tenia parte de razón. Con estas tres palabras y el propio Cicerón ya tenia material para una nueva entrada, esta que ahora mismo estas leyendo.

ciceron, cicero cicerone

Marco Tulio Cicerón fue un político, pensador, filosofo, escritor, jurista y orador romano del siglo I antes de Cristo. Llego a ser cónsul y durante su consulado se enfrento a una conspiración liderada por Catilina. Ya considerado un gran orador los grandiosos discursos contra Catilina en el Senado le encumbraron como el mas grande  de la época republicana. No es el objetivo de esta entrada contar la vida del gran Cicerón pero no puedo evitar recordar dos frases suyas a las que se ha enfrentado todo buen estudiante de latín. "Oh tempora, o mores!" (Oh tiempos, oh costumbres) y, mi favorita, "Quosque tandem abutere, Catilina, patientia nostra?" (¿Hasta cuando abusaras, Catilina, de nuestra paciencia?).

Cicerón, así, sin la "e", es según el DRAE "Persona muy elocuente", obviamente por Cicerón. Lo cual le da parte de la razón a mi compañera. Comentar también que en el diccionario panhispánico de dudas nos recuerda expresamente que no debe confundirse con cicerone, nuestra siguiente palabra.

Cicerone viene definido como "Persona que enseña y explica las curiosidades de una localidad, edificio, etc."  Ademas, leyendo la etimología en el propio diccionario me encuentro con la sorpresa de una preciosa palabra que desconocía, "facundia", que significa "Facilidad y desenvoltura en el hablar". Exactamente lo que nos dice esta etimología es que cicerone viene de Cicerón por la facundia de estos guías, precioso.

Y por último otra sorpresa, Cícero. Como decía antes esta palabra la descubrí gracias a consultar el diccionario en papel, ya que esta por encima de las dos anteriores. Cícero es un tipo de letra, mas exactamente un tamaño, usado en las antiguas imprentas. ¿Y que tiene que ver con Cicerón? pues que el tipógrafo Fournier, se baso en la impresión veneciana de algunas obras de Cicerón para crear este nuevo tamaño de 12 puntos y en honor al gran orador le puso el nombre de Cícero. Supongo que, como yo, os estaréis preguntando si esos 12 puntos tiene algo ver con los 12 puntos que generalmente usamos como tamaño de letra en nuestros ordenadores. Y la respuesta es "si pero no", efectivamente la idea de los 12 puntos es la misma, pero los puntos de Fournier eran ligeramente mayores que los que se usan en informática, por lo cual un cícero mediría unos 4,5 milímetros y una letra 12 habitual unos 4,2.

Espero que os hay gustado la entrada, aunque estoy seguro que si la hubiera escrito el gran Cicerón habría quedado mucho mas clara y elegante, que le vamos a hacer.



Si os ha gustado compartidlo en las redes sociales o por Whatsapp con estos botones:


Tambien te puede interesar:

0 comentarios y esperando el tuyo:

Publicar un comentario